Los Indicadores de Amplitud o Market Timing son una serie de indicadores que te permiten ver la situación del mercado y alejarse de lo que digan las noticias y los medios de comunicación, e incluso dejar de mirar lo que está mirando todo el mundo: los índices de mercado como el IBEX o el S&P 500.

Los índices de mercado son manipulables, puesto que un 5%-15% de los valores representados en el índice pueden tener una ponderación en el mismo del 80% o más. Es decir, puede estar casi todo el mercado bajando, y sin embargo, el índice subiendo apoyado únicamente por unos pocos valores con mucha ponderación.

Algunos traders utilizan el Market Timing como sistema de inversión. La idea es que en teoría conseguimos averiguar los puntos ideales para entrar o salir del mercado, de tal manera que el objetivo es sincronizarse con el mercado. Este no es nuestro caso, ya que utilizar sólo el Market Timing como sistema de inversión no te proporciona una estrategia objetiva ni mucho menos, además de que sincronizarte con el mercado puede ser muy complicado.

Sin embargo, con los indicadores de amplitud, podremos formarnos un criterio propio, sobre lo que realmente está sucediendo y sobre qué es lo más probable que ocurra a continuación. Además, pueden ser muy útiles para casos extremos en los que los índices suban sin ser apoyados por la mayoría de los valores que lo componen, de tal forma que nos estén engañando por las ponderaciones que tiene cada valor en el índice.

Todos los indicadores los aplicaremos al NYSE, que representa aproximadamente a 3000 valores de EEUU, por lo que nos será más útil que utilizarlo tan sólo con el S&P 500.

Existen multitud de indicadores de amplitud, pero como siempre, vamos a centrarnos únicamente en los que encontramos más útiles:

 

Línea de avance / descenso (A/D)

Este indicador es la base de la amplitud de mercado. De hecho de su cálculo salen el resto de indicadores por lo que es la base de toda la amplitud.

Para explicar la línea avance descenso en pocas palabras, bastaría con decir que es una medida de la actividad del mercado. Se calcula a partir de la suma acumulada de los valores que suben menos los valores que bajan del NYSE.

Lo que nos importa no es el valor absoluto del indicador, sino  cuál es la tendencia de éste.

Si la línea A/D sube, entonces es que el mercado es alcista, si baja es que es bajista. Así de simple.

Línea A/D = Suma continua ( Valores que suben – Valores que bajan).


Indicador Nuevos Máximos – Nuevos Mínimos

Este indicador se forma de manera similar al anterior con la diferencia de que tiene  en cuenta el número de valores de un mercado que están haciendo nuevos máximos, y le resta el número de valores que están haciendo nuevos mínimos.

No se trata de máximos o mínimos históricos en cada valor, sino de máximos y mínimos significativos, por lo que se suelen utilizar máximos anuales (las últimas 52 semanas).

Tan sólo con estos dos indicadores, podremos anticiparnos a las grandes caídas del mercado. Para ello tenemos que comprobar las posibles divergencias entre estos indicadores y el NYSE.

En el caso de que el NYSE esté subiendo durante un tiempo pero estos indicadores estén bajando, produciéndose una divergencia, habrá que estar en señal de alerta porque es posible que el mercado esté subiendo con el apoyo de unos pocos valores. Cuanto mayor sea la divergencia, mayor será la señal de alerta ante un giro de mercado.


La Línea ADn

Con ella podemos interpretar más fácilmente los impulsos del mercado en el corto-medio plazo.

Al ser un indicador de más corto plazo, es menos fiable que los anteriores. Aun así, es un instrumento bastante útil para hacerte una idea de la situación actual.

La teoría es que el mercado se mueve por impulsos, en el tramo alcista existen 4 impulsos y en el bajista 3 impulsos. El conteo de los impulsos es una tarea un tanto subjetiva por lo que este indicador tan sólo lo usamos para ver la situación del mercado, pero en la práctica no operamos en base a él.

Línea ADn = EMA 7 (Estocástico 21 (A/D))

El cálculo es un suavizado de la media exponencial de 7 periodos, realizado sobre el indicador estocástico de 21 días aplicado sobre la línea A/D.

Los niveles clave a tener en cuenta, son el paso de la línea ADn por +20, +50 y +80, para la detección de inicios y finales de cada impulso. En un patrón alcista, al traspasar +20 hacia arriba es probable que comience un nuevo impulso, y si traspasa +80 hacia arriba y se mantiene unos días se confirmaría ese nuevo impulso. Cada impulso finaliza cuando la línea ADn traspasa +50 hacia abajo. En patrones alcistas sería igual pero a la inversa.


Momentum de mercado

Este indicador lo creó Stan Weinstein. Se trata de la media de 200 sesiones de la línea Avance-Descenso.

Es un indicador de muy largo plazo por lo que dará muy pocas señales, sin embargo son bastante fiables. Marcará señal de alerta de posible mercado bajista cuando traspase la línea de cero hacia abajo.

En el enlace siguiente puedes ver en tiempo real los indicadores por orden desde arriba:

  • Momentum de mercado
  • Línea ADn
  • Línea AD sobre el NYSE con la media móvil de 200 días.

Ver en tiempo real los indicadores de amplitud e mercado


Conclusión

Seguir estos indicadores puede resultar muy útil para conocer la situación del mercado. Nosotros los utilizamos para comprobar que la salud del mercado es buena, sin embargo en la práctica los usamos solamente en caso de divergencias de los indicadores de amplitud con el NYSE, de tal forma que en caso de que exista una divergencia importante entre los indicadores de amplitud y el NYSE, realizaríamos una cobertura   poniéndonos cortos en el S&P 500 para reducir la exposición al mercado de la cartera, y así reducir el riesgo.